Unidad 5. Dibujo a mano alzada (I)

5.1. Dibujar a mano alzada

Ver el videotutorial

Dibujar con el lápiz

La forma de dibujar a mano alzada es la más natural, sobre todo si se utiliza una tableta gráfica en vez de un ratón. Basta con seleccionar la herramienta, con lo que el cursor tomará su forma (por ejemplo, Cursor lápiz con el lápiz). Hacemos clic en el lugar donde queramos que comience el trazo, y arrastramos el cursor siguiendo la forma del trazo deseado. Si queremos que el trazo se cierre, debemos de tener presionada la tecla Alt cuando soltemos el botón del ratón, pero no es necesario situarnos justo sobre el punto inicial.

Illustrator nos proporciona tres herramientas para dibujar a mano alzada: la herramienta Lápiz Lápiz, la herramienta Pincel Herramienta Pincel y la herramienta Pincel de manchas Pincel de manchas.

5.2. Las herramientas Pincel y Lápiz

La herramienta Lápiz Lápiz nos permite crear trazos a mano alzada, dibujando el trazo a medida que arrastramos el cursor por la pantalla. Esto da al dibujo e aspecto de estar "hecho a mano".

El principal inconveniente de esta herramienta en el dibujo vectorial, es que no nos permite decidir dónde se colocan los puntos de ancla en el trazo, aunque sí podamos editarlos después. Es por ello, que a no ser que busquemos el efecto de hecho a mano, esta herramienta se suele utilizar para hacer bocetos.

 

Otra herramienta que podemos utilizar para dibujar a mano alzada es la herramienta Pincel Herramienta Pincel.

Su uso es igual que el de la herramienta Lápiz, aunque por defecto tiene un mayor valor de fidelidad y el trazo queda más suavizado. La diferencia, es que mientras que con el lápiz obtenemos un trazo simple, con el pincel podemos utilizar una de las puntas de pincel, disponibles en el panel Pinceles.

Trazado de pincel

De todas formas, en cualquier momento podemos aplicar un pincel a un trazo ya creado.

Veremos en detalle los pinceles en los próximos temas.

5.3. Modificar trazados con el lápiz

Si seleccionamos un trazado y nos situamos sobre él con la herramienta Lápiz, veremos que la x del cursor Cursor lápiz desaparace Cursor lápiz. Esto indica que el nuevo trazo se añadirá al existente. Pero claro, un trazo no puede tener varios extremos, por eso si prolongamos el trazo desde un punto, el trazo que había desde ahí hasta el extremos más cercano desaparece. Con esto podemos realizar básicamente tres acciones:

· Prolongar un trazo, continuando desde uno de sus extremos.

· Cambiar su forma, dibujando desde un punto del trazo, y finalizando también en el trazo,

Editar con el lápizEditar con el lápiz

· Conectar dos trazados distintos. Para ello, seleccionamos los trazos a unir, dibujamos desde el trazado de origen, y mantenemos pulsada la tecla Ctrl al soltar en el trazado final.

Unir con el lápizTrazos unidos con el lápiz

 

No obstante, al editar trazos con el lápiz es frecuente que obtengamos resultados que no esperamos, normalmente porque se elimina la parte del trazo que no queríamos. Recuerda que para deshacer una acción podemos pulsar Ctrl + Z.

 

o Puedes ver como realizamos un trazado simple con el lápiz siguiendo el ejercicio paso a paso Dibujar con el lápiz.

Pág. 5.1

Atrás  Inicio  Adelante